Problemas de motivación y conducta

Desde que llevo ya unos años dedicándome a la logopedia y más concretamente, trabajando como directora, gestora y logopeda de Centro Lingua, cada vez vengo más y más tiempo observando que uno de los grandes problemas y preocupaciones de los padres con respecto a la educación y desarrollo personal de sus hijos, viene relacionado con la capacidad de esfuerzo y responsabilidad tanto personal como educativa.

Es muy importante que los niños, desde pequeños, sean educados en valores y que estos dos nombrados, esfuerzo y responsabilidad, sean incluidos en dichos valores.

Desde que funciona el servicio de psicopedagogía y pedagogía en Centro Lingua, cada vez son más los casos de adolescentes que llegan con apatía y desmotivación generalizada sumado a la falta de un objetivo a conseguir junto con un deficitario esfuerzo para superar los objetivos académicos y todo unido a la falta de responsabilidad para su propia superación personal, rendimiento académico, responsabilidad para con la convivencia familiar etc.

Padres que en ocasiones entorpecen la educación de sus hijos

En muchas ocasiones, los padres, creyendo que ayudan a sus hijos, tienen tendencia a solucionar todos y cada uno de sus problemas por pequeños que sean, les ayudan a estudiar sobrepasando barreras, sobre protegen en exceso, les evitan cualquier tipo de esfuerzo facilitándoles el trabajo y llevándoselo a la “ley del mínimo esfuerzo”, no los hacen participes de las tareas familiares ni de sus propios quehaceres académicos, no les enseñan el valor del dinero dando todas y cada una de las cosas que los niños y adolescentes solicitan sin haber cumplido con sus responsabilidades…todo esto, entre otras cosas más, hace que el niños se convierta en un adolescente irresponsable, apático, egoísta y exigente, sin objetivos ni necesidad de tenerlos, en muchas ocasiones con alteraciones de conducta que hacen muy difícil la convivencia y el día a día tanto en casa como en el colegio.

¿Cómo podemos ayudar a nuestros hijos a desarrollarlos correctamente?

Esfuerzo y la responsabilidad, son valores básicos para la formación integral de las personas.

Los valores que los padres pretenden inculcar a los hijos forman parte de la configuración de su personalidad y deben ser un objetivo primordial en la educación. De igual modo, dichos valores deberían ser bien concretados y marcados por los propios padres para después vivirlos en familia. Los hijos deben ver una línea de comportamiento entre sus padres segura de lo que hacen y mandan, continua y basada en razones.

Para ayudar a los niños a desarrollarlos, será necesario que los padres sean responsables y coherentes, exigiendo un compromiso por su parte.

De la misma manera, tendremos que entender cómo la exigencia de esfuerzo y responsabilidad variará en función de las edades de los niños. Para ello se requerirá paciencia, comprensión y tolerancia.

Algunos de los objetivos que deberían plantearse los padres a la hora de marcar las directrices de la educación en valores de sus hijos son:

  • Reflexionar sobre la importancia de promover la responsabilidad en los hijos e hijas.
  • Promover actitudes que favorezcan una mayor responsabilidad y les ayuden a afrontar dificultades.
  • Conocer el valor del esfuerzo y la satisfacción de hacer las cosas por uno mismo.
  • Interiorizar los valores para poder mostrarlos en familia.

Como siempre, os recordamos que en Centro Lingua podemos ayudaros. Si os encontráis en situaciones como en las descritas arriba, desde nuestro departamento de orientación os podemos ayudar. Puedes contactarnos a través de nuestro formulario web o a través de nuestro teléfono gratuito.

 

Laura Cano Manchón

Directora y Logopeda de Centro Lingua

N.Col.: 28/0678